sábado, 15 de noviembre de 2014

Favoritos de Octubre + información extra desorganizada y cursi

Es viernes (POR FIN _ ) y casi las 9 de la noche en punto. Acabo de despertar de una larga y merecida siesta después de pasar un día agotador luchando en la calurosa jungla de asfalto, la cual hoy estaba más caótica que de costumbre después de la falla masiva del metro. Apenas llegué a casa, me quité los zapatos, me eché en la cama, suspiré, cerré los ojos y me quedé dormida. Un instante de paz, por fin, considerando que estos últimos días han sido tanto emocional, como física, como mentalmente intensos y que a estas alturas del año las energías ya no son las mismas.

Ya estamos a mitad de Noviembre, pero desde que terminó Octubre que vengo intentando hallar un momento entre todo lo que tengo que hacer para la U para compartir con ustedes algo que hace mucho tiempo quería intentar: Dejar registro de los favoritos de cada mes. Recuerdo que en Agosto me descubrí intentando empezar con un “Los favoritos de Agosto” pero no podía recordar en un solo instante todo lo bello que me había pasado durante un mes. Por mismo, cuando empezó Octubre y las eventos bellos comenzaron a sucederse, comencé a tomar notas en mi celular de todas las cosas que me iban emocionando en el trayecto, hasta que terminó Octubre, y en el primer instante de tranquilidad que tuve, hice algunos dibujos, aprovechando también la oportunidad para seguir soltando la mano en esta actividad que tanto me gusta pero a la vez tanto me cuesta a veces.

Actualmente estoy anotando las cosas bellas de Noviembre y estuve a punto de no aguantarme y escribir de sopetón dos meses juntos, pero me pareció que si ya tenía los dibujos de Octubre hechos, quería conservar un orden e ir de a uno. Espero que no postear “Los Favoritos de Noviembre” en Navidad zi.

El proyecto me pareció especialmente bonito, porque además de ser una oportunidad para desarrollarnos en distintas áreas (dibujar, escribir, fotografiar, etc) ayuda a tomar consciencia de la cantidad de cosas positivas que pueden ocurrir en un breve periodo de tiempo como un mes. En medio de lo inherentemente emo que soy, todo emprendimiento que ayude a contemplar las cosas bonitas de la vida me parece apreciable y considerable. Realmente recomiendo hacer esto, aunque sea como un ejercicio personal.

Ahora, procedamos: 

Favoritos de Octubre

1. Una de las cosas que más me emocionó de Octubre fue poder conocer en persona a la Fran Meneses (Frannerd) y su marido, EduardoPavez. Ambos son personas que admiro hace muchísimo tiempo, y el hecho de haber podido decírselos en persona, con un abrazo y muchas sonrisas nerviosas, fue impagable. La Fran es mi ilustradora Chilena favorita (junto con la Catalinabu), y si bien no sé si el Ed tenga tantos fans como la Fran, sin duda alguna yo pucha que lo quiero mucho. El Ed es una persona que admiro en absolutamente todas las áreas en las que se desempeña y con cuyo arte me siento poderosamente identificada (desde su literatura hasta sus trabajos como comunicador audiovisual y vocalista de una de las mejores bandas hardcore Chilenas). Si algún día llegan a leer esto, quisiera que supieran que fue sumamente emocionante poder compartir un par de palabras con ellos, y que los guardo con mucho cariño en mi corazón, por ser personas que se mantienen genuinas y amables a pesar del reconocimiento público de sus talentos (ah, y que son una pareja épica que le pega mil patadas a Brangelina (?))

Salgo super fea pero la Fran
y la Pilo salen bellas JIJI.
* Un bonus que también ocurrió aquél día, y que culminó una jornada repleta de hiperventilación, fue que una lectora del blog (@vvvvvvero en Instagram) me reconoció mientras esperaba a tomarme una foto con la Fran. En medio de todo lo vivido aquél día, de pronto escucho “¿tu eres la Catacronopio?” y genuinamente me morí y reviví como 10 veces ahí mismo. Me dijo puras cosas bonitas, yo no pude contenerme a abrazarla, y guardé el momento para siempre en mi corazón. Fue muy dulce de su parte saludarme y no es cosa de todos los días que te reconozcan en la calle y te digan tanta cosa bella.  

2. Otra de las cosas bonitas del mes fue descubrir a Emarosa, una banda de post-hardcore. De nombre los conocía hace mucho tiempo, desde mis años de pre-adolescente tribu urbana, pero por algún motivo nunca los había escuchado con dedicación. Esta vez lo hice y me enamoré completamente de ellos. No sé si será gusto de todos, pero dejo por acá mi canción favorita de ellos y a Instagram subí un video cantando una partecita de mi otra canción favorita.



3. Otra de las cosas bacanes fue por fin poder comprarme un poco de ropa y las Vans que hace rato quería. Hace mucho tiempo que no podía darme el gusto de comprarme ropa nueva porque todavía estaba devolviéndole a mi mamá el dinero que con el que compré mi computador. Pero hace poco terminé mi última cuota, y celebré renovando un poco mi monótono y reducido clóset de mujer. No fueron muchas prendas, pero quedé contenta con algunas cositas nuevas que ponerme (destacan las poleras con diseños ocultistas, el mejor descubrimiento de aquella jornada).

 4. Otra cosa muy bella – y acá voy a mencionar un poco de lo que mencionaré en los “favoritos de Noviembre” es que durante entre Octubre y Noviembre he estado bien regalada de libros, lo que – como decía en mi entrada anterior – no es algo que ocurra con mucha frecuencia. A mitad del mes llegó Not Forgetting The Whale, el libro con la portada más bella que he poseído y el que Bookdepository me mandó para que reseñara. Y hace poco, por fin, entre regalos de mi abuelo y cooperaciones de mi madre, pude completar la colección de los libros que han sido más importantes hasta ahora en mi vida: Las Enseñanzas de Don Juan. Las personas que me leen hace algún tiempo, habrán notado que es una serie de libros importantísima para mí, sin embargo, curiosamente, son libros que leí prestados y que nunca tuve, hasta ahora. Al igual que La Insoportable Levedad Del Ser, fueron libros prestados por la misma persona que ya no es parte de mi vida, y que me impactaron de una forma que merece que los tenga en mi librero de libros favoritos. 

5. Otra de mis cosas favoritas del mes fue ver la película “The Double”. Una tarde, después de llegar a casa en similares condiciones a las que llegué hoy (completamente fallecida) una amiga me llamó de la nada y me dijo que fuéramos a verla al Sanfic. No estaba muy entusiasmada, en años anteriores había ido al Sanfic y había tenido pésimas experiencias, pero cuando ya estábamos ahí, sentadas frente a la pantalla gigante con nuestro popcorn, me enamoré. Hace muchísimo tiempo que no salía tan emocionada del cine, tan identificada con el personaje principal, tan fascinada por una trama, por una dirección de fotografía, y por el posterior descubrimiento de que estaba basada en un libro del mismo nombre escrito por Dostoyevski (y que ya es parte de mis libros  “por leer”).

6. Mi útlima cosa favorita del mes de Octubre, y que coincidió exactamente con el último día del mes, fue mi visita a la quinta región, a mi queridísima amiga Pilo (@higueraviolencia en Instagram) y a mi primo. Considerando que nací en la quinta región, hace muchísimo tiempo que no iba y hace rato que sentía necesario despejarme un poco de la capital, de su gente, de su calor, y pasear por preciosos cerros de Valparaíso o por costa de Viña. Lo pasé genial, me sirvió para ganar fuerzas para las difíciles semanas que vendrían después (pero que ya pasaron asique está todo bien, hooray) y tomar muchas - muchas - fotos análogas que claramente publicaré por aquí en cuanto las revele.

Esos fueron mis favoritos de Octubre ¿hay alguno con el que se sintieran identificados? ¿Cuáles fueron sus favoritos del mes? :-D

Antes de despedirme eso sí (creo que me extendí un poco mucho en “los favoritos”, para la próxima prometo sintetizar un poco más), quería contarles algo con lo que hace algún tiempo me siento en deuda, y que merece ser compartido y publicado en todas partes de lo mucho que me ha emocionado y de lo bonitos que han sido los gestos.

Primero, hace un tiempo, la bella Nati del blog La PrimaveraDe Los Cerezos, me dibujó dentro de sus propios Favoritos de Junio. Apenas lo vi me volví loca de la emoción y le pedí permiso para compartirlo, pero entremedio pasó tiempo y si bien lo compartí en mi Facebook personal, nunca lo hice por éste medio. Quería agradecerle formalmente, por leer el blog, por haber sido (y siempre serlo, por todas las redes sociales) tan dulce, y por que manifestara su simpatía de una forma tan bonita, espontánea y sorpresiva.



A otras dos personas que quisiera agradecer también es a mi amiga Conchi (@Consueloasdfg en Twitter) y a mi amigo Giulio (@Vendavalverde en Instagram). Ambos también me utilizaron desinteresadamente de inspiración para sus dibujitos, y cuando me los mostraron casi me morí de la ternura y la emoción.



Estas son cosas que me emocionan mucho y a las que creo que jamás me acostumbraré (lo que es bueno porque me van a seguir emocionando eternamente). Y realmente - realmente - quería agradecerlas de la forma más ostentosa que se me ocurre: en mi blog. Si pudiera abrazarlos a todos en este instante lo haría y también les regalaría un elao.

Después de ese momento muy cursi – algo usual ya en el blog – quería contarles, para finalmente terminar, que estoy leyendo Not Forgetting The Whale. Tuve que pausa Dr. Zhivago para poder cumplir con el plazo que me dio Bookdepository para la reseña, pero me alegra notar que es un libro muy rápido de leer por lo que podré volver prontamente al bello libro de Pasternak. Not Fogertting The Whale por ahora no va mal, pero ya compartiré mi visión en profundidad cuando escriba la reseña.

AH SÍ, OTRA COSA, y con esto sí que sí termino (discúlpenme, siento que esta entrada salió tan desprolija, me duele en todo mi Trastorno Obsesivo Compulsivo de escritura): escribí un cuento. Hace muchísimo tiempo (más de un año, para ser precisos) que no escribía un cuento, y me emocionó muchísimo poder crear algo que me satisficiera relativamente después de tanto tiempo sin hacerlo. Para los que no lo han leído, pueden hacerlo aquí. Se titula “La Mano Agresora”.

Ahora sí que sí me marcho, a hacer múltiples trabajos para la Universidad e intentar descansar todo lo que se pueda en estos tiempos de muchísima actividad académica y temperatura infernal. Les deseo que tengan un bonito fin de semana, muchísimo ánimo para los que están con similar carga académica por ser fin de año, y como siempre, muchísimas gracias por leer y comentar. Un abrazo gigantorme. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario